Autenticación por ‘Selfie’, lo último en seguridad para hacer pagos.

autenticación por selfie

Será lanzado en 14 países más este verano.

«Selfie Pay» es un módulo creado por MasterCard que nos permite pagar mediante un método de identificación facial.

¿Ciencia ficción? ¡No! Los usuarios de tarjeta de esta compañía podrán sacar provecho de este sistema de autenticación descargándose la aplicación móvil de MasterCard, olvidándonos de las tediosas contraseñas. Eso sí, ¡ojo con poner morritos en la primera prueba!

Paga por la cara: «Selfie pay» de MasterCard.

Además de permitirnos el pago a través del smartphone en tienda física, esta innovación podrá aplicarse también en tiendas online. pago por selfie

 Un mapa digitalizado de nuestro rostro será la piedra angular de este sistema de verificación de identidad. Así, cada vez que realicemos un pago, la aplicación nos pedirá que nos tomemos una foto y grabará el rostro del usuario durante unos segundos. Durante este tiempo, deberás además parpadear. ¿La razón? Comprobar que no has colocado la fotografía de otra persona en el objetivo.

¿Otra opción? Paga con tu anillo.

Es el reinado de los llamados «wereables».

ring pay mastercard

 Transacciones fáciles y, por tanto, mayor probabilidad de consumo por los usuarios. Algunos socios que harán posible el objetivo de MasterCard son compañías como Ringly (para joyas), Nymi (para bandas inteligentes) y Adam Selman (para textil) 

  • Tip for Geeks! Afortunadamente para los amantes de la tecnología como nosotras, los wereables en la actualidad son más accesibles y económicos que cuando salieron al mercado; de hecho, si buceas en promociones como las que encuentras en Cuponation, ya es posible encontrar -además de otros cupones interesantes en este tema- smart watch por menos de 20€.

Paga con los latidos de tu corazón.

Para los románticos… pago por latidos corazón mastercard

Conectada permanentemente a tu smartphone, la pulsera Nymi Band identifica y almacena tus electrocardiogramas elaborando así un patrón vinculado con tu identidad. Aunque lejos todavía de ser una realidad, el pago se convertiría en algo rápido, cómodo y libre de colas eternas en tienda.